logo noticieros live
Noticias

SAT: Así puedes evitar problemas por usar demasiado la tarjeta de crédito o débito

Gastar más dinero del que ganas puede resultar en una discrepancia fiscal, te explicamos qué es y cómo evitarlo

El Servicio de Administración Tributaria (SAT) se encarga de llevar una contabilidad de los gastos que realizas mediante las facturas electrónicas. Aunque hacer uso de la tarjeta de crédito o débito para realizar tus pagos puede parecer una buena idea, a largo plazo puede traerte problemas con la dependencia fiscal.

Gastar más de los ingresos que tienes da como resultado un ‘discrepancia fiscal’, lo cual pone en alerta al SAT de que percibes dinero extra el cual no estás declarando ni pagando los impuestos correspondientes.

Realizar gastos excesivos con tu tarjeta de crédito o débito puede traerte serios problemas con el SAT, te explicamos cómo puedes evitarlos.

Foto: Cuartoscuro

¿Cómo evitar problemas con el SAT por el uso de la tarjeta de crédito o débito?

Una discrepancia fiscal es cuando la institución se da cuenta que tus ingresos son menores a los gastos que tienes con tus tarjetas de crédito o débito, pues implica que hay dinero extra que no se está contabilizando dentro del SAT y si estos no son comprobables puedes tener problemas.

Para verificar esto, la institución fiscal puede solicitar a las instituciones bancarias recibos de las transacciones de los usuarios, o bien puede emitir un aviso mediante el cual informa que alguien está gastando más de los que gana.

SAT: Así puedes evitar problemas por usar demasiado la tarjeta de crédito o débito

Foto: Unsplash

La única forma que tienen los contribuyentes para evitar tener problemas con el SAT por usar su tarjeta de crédito o débito en sus compras, es siempre teniendo un respaldo de los ingresos que percibe, ya sea de donaciones, préstamos, propinas o por ventas externas.

Haciendo esto el SAT tendrá un registro de los movimientos que realizas, evitando así  generar alguna multa o recargo.

Si el contribuyente no tiene forma de comprobar el origen de sus ingresos, estaría incurriendo en defraudación fiscal, un delito que tiene como pena de 3 a 5 años de prisión; sin embargo si hay una comprobación, pero aún existe la discrepancia, la persona deberá pagar el ISR excedente y una multa.